27.- DANZANTES DE BURGOS

     Danzantes de Burgos.- Grupo de adolescentes , con vestuario diseñado a principios de siglo por el Sr. Cortés.
Se trata de un grupo de doce niños dirigido por el “Tetín Mayor” a quien auxilian otros tres “Tetines”, todos ellos acompañados de dos Dulzaineros y un Tambor Redoblante más otros tres niños aprendices de Danzante que ayudan a distribuir y recoger los trebejos de las danzas por lo que se les denomina “Paleros”.

 Los Danzantes de Burgos encarnan una de nuestras inmemoriales tradiciones culturales de más recia raigambre. Sus antecedentes históricos, aunque no excesivamente documentados, se remontan a las celebraciones del Corpus Christi de 1.463 donde ya existe constancia de su participación para mayor solemnidad tal y como corresponde a la Cabeza de Castilla.
Grupo de niños danzarines que visten al estilo de la corte. Están siempre presentes en los pasacalles de las fiestas más importantes de la ciudad.

La indumentaria tradicional de los Danzantes es a guisa de “Paje de Corte” y data del siglo XVI, lo que nos da una idea de su antigüedad, aunque anteriormente llevasen otras no consignadas y aun más vetustas que hubieron de remozar. Está compuesta de tonelete con sobremangas de terciopelo rubro con galones estofados de oro, gorra a juego con vistoso airón blanco, camisa cruda de encaje, calzas carachas con sandalias que no hace mucho  aun se les confeccionaban a medida, y tahalí de cordobán colgando al talabarte. 

Los Paleros visten igual pero de color verdusco dada su impericia.




La víspera del Corpus bailan los danzantes ante las casas de las autoridades y de los miembros de la Corporación Municipal y el día de dicha fiesta van delante del Ayuntamiento cuando éste se dirige a la Catedral y, al regreso del mismo hasta el Consistorio, forman en la procesión del Señor danzando durante el recorrido. Después, ante la Casa Consistorial, rodeados de una inmensa multitud de burgaleses y forasteros, bailan sus típicas danzas que son aplaudidas fervorosamente, un año y otro, por la entusiasmada concurrencia. Este acto popular y simpático, se repite en las fiestas patronales de San Pedro y San Pablo.

También asiste el grupo de danzantes a la procesión del "Curpillos", fiesta única en el mundo que se celebra todos los años, al día siguiente del Corpus, en la célebre abadía de Santa María la Real de Huelgas.


Los danzantes de Burgos, en unión de los "Tetines" y acompañados por dos dulzainas y un tamboril interpretan las siguientes danzas: "El Pasacalle" "La Canastilla" "Los aros" "Las Espadas", "Los Palos", y "La Jota Burgalesa" .



LOS DANZANTES DE BURGOS
Antiguamente el Ayuntamiento de Burgos traía de diferentes pueblos numerosas y variadas cuadrillas de mozos danzarines que, vestidos a la usanza campesina, ejecutaban distintos bailes y juegos conforme al estilo de cada lugar y los más famosos fueron los de Belorado y Santo Domingo de la Calzada, populares en toda Castilla.
Se sabe que en el año 1600, con motivo del anuncio de una visita regia que, por cierto no llegó a realizarse, se requirió para las fiestas del frustrado recibimiento "la presencia en Burgos de cuadrillas de danzas de los lugares de la jurisdicción, y de Muñó, Barbadillo del Mercado, Juarros y La Mata, más las que proporcionase el Alcalde de Lara, lugares todos sujetos a la ciudad y, además, las de los Concejos de Santa María del Campo, Presencio, Mahamud y Villahoz..." (11).
También se tiene noticias de que en el mismo Burgos se formaban algunas cuadrillas de danzantes que, juntamente con las que venían a la ciudad procedentes de los pueblos, se dispersaban por toda la población mostrando sus habilidades en las calles y festejando de un modo especial al corregidor, a los alcaldes, regidores y otras personalidades revestidas de autoridad, costumbre que ha continuado tradicionalmente hasta la actualidad, pues es costumbre que en fechas concretas, como las fiestas patronales y las del Corpus, bailen los danzantes ante los domicilios del Alcalde, ediles o concejales y autoridades religiosas y militares.


Don Anselmo Salvá nos apunta incluso su indumentaria:
"Todos los danzantes, según la tradición, se presentaban vestidos muy a la rústica, mostrando así su procedencia y la representación que les correspondía. Usaban, como prendas principales, las calzas, el tonelete, el juboncillo y algún vistoso pañuelo o alguna caprichosa banda, y se ponían en la cabeza sus guirnaldas o coronas de laurel o de yedra, con mezcla de varias florecillas silvestres 
"En la actualidad, -escribe Ramón Inclán Leiva- los danzantes de Burgos se reducen a una cuadrilla de doce muchachitos vestidos de pajes del siglo XVI, con calzas moradas y tonelete y gorra de terciopelo rojo con galones dorados, y cuatro "Tetines". Uno de ellos es el maestro de danzas, que lucen trajes de vistosos colores y van armados con colas de buey unidas a un palo para abrir paso y contener a la gente que forma corro para verlos bailar. Les acompañan dos gaiteros y un tamborilero ataviados con traje negro y sombrero del mismo color adornado con una cinta roja con flecos de oro.


Aunque distintos autores han tratado del origen de este grupo de danzantes, suponiendo algunos que son la consecuencia o la continuación de las cuadrillas que se traían a Burgos de los pueblos de la provincia para actuar en las fiestas, creemos, con otros, que se trata más bien de los grupos de niños danzantes que existen todavía en algunas poblaciones para bailar en ciertas festividades religiosas, como los célebres "seises" de la Catedral de Sevilla.

Su intervención en nuestras funciones y fiestas de solemnidad contribuye a su mayor boato y esplendor y entre sus muy antiguos cometidos destacan el de bailar en las vísperas del Corpus delante de las casas de cada una de las autoridades, y el aun mas notable del “Salto de la Trucha” que ejecutan para rendir honor ante personalidades de especial relevancia, 
La fotografía corresponde a la inauguración por la Reina Sofía del Fórum Evolución en septiembre del 2012.


                                  

3 comentarios:

  1. Realmente explendidos!!!! Muy bonito trabajo que ayuda a recordar nuestras tradiciones

    ResponderEliminar
  2. Qué trabajo más minucioso!! Me gusta mucho! Muy interesante

    ResponderEliminar